Julio López
está desaparecido
hace 4504 días
versión para imprimir - envía este articulo por e-mail

Referéndum por Stefani. Acerca de los enemigos de l*s trabajador*s
Por re: OYR - Monday, Jul. 05, 2010 at 12:59 PM

Referéndum por Stefani. Acerca de los enemigos de l*s trabajador*s

Por OYR 

work_03.gif

En la ciudad de Cutral Co, el actual intendente, y ex fogonero del histórico cutralcazo (Ramón Rioseco), se manifestó abiertamente en contra de la expropiación de la fábrica Stefani. A más de seis meses del comienzo de un conflicto que detonó en septiembre pasado  con el atraso de los sueldos y las deudas en aportes jubilatorios y de obra social, lxs trabajadorxs de Stefani y el Sindicato de Obreros/as y Empleados/asCeramistas de Neuquén (SOECN) enfrentan hoy un referéndum que podría decidir el destino de la discusión en torno a la expropiación.

El SOECN nuclea a lxs trabajadorxs de las cuatro fábricas ceramistas de la provincia. Tres de esas fábricas están produciendo bajo control obrero: Zanon, Cerámica del Valle y, desde mayo, cerámica Stefani. La cuarta fábrica, Cerámica Neuquén, es de Edgardo Phielipp, quien además preside la Asociación  de Comercio, Industria, Producción y Afines de Neuquén (ACIPAN). Alfil del gobierno emepenista, Phielipp fue el vocero más destacado de la cámara empresarial a la hora de oponerse, junto a los representantes políticos de los bloques de la derecha provincial, a la expropiación de Zanon en la Legislatura Provincial en 2008.

Cerámica Neuquén está ubicada en el Parque Industrial y es la principal competencia de Cerámica Zanon (expropiada por el Estado en 2008), por lo que resulta difícil comprender por qué ha recibido más de un importante subsidio de los gobiernos provincial y nacional, para lograr mantenerse por encima en términos de rentabilidad. Así, el año pasado recibió 15 millones de pesos para invertir en tecnología, maquinarias y demás estructuras que mantengan o mejoren los niveles de competitividad, producción y rentabilidad respecto de las otras cerámicas. Además, y a partir del subsidio que el gobierno provincial iba a entregar al directorio patronal de Stefani, Phielipp reclamó su parte y consiguió que le subsidiaran el gas, el agua y la luz. Subsidio que sistemáticamente es negado a las fábricas bajo control obrero que pagan millones de pesos mensuales en estos servicios.

Phielipp e s el ejemplo del capital ejerciendo su poder económico en el Estado y sus órganos de gobierno.   De esta manera, cerámica Neuquén se configuró para el gobierno y los sectores empresariales como paladín fundamental de la lógica del capital frente a un sindicato combativo y luchador -como  el Sindicato Ceramista-, que ahora amenaza con expropiar otra de las fábricas para lxs trabajadorxs que representa. 

 

agrega un comentario