Julio López
está desaparecido
hace 4415 días
versión para imprimir - envía este articulo por e-mail

Confirmado: Gobierno activó purga de 450 sindicatos “rebeldes”
Por Ezequiel Rudman, Ambito.com - Thursday, Dec. 07, 2017 at 10:09 AM

• SE FIRMÓ UNA DISPOSICIÓN A TRAVÉS DEL MINISTERIO DE TRABAJO DE TRIACA

Jueves 7 de Diciembre de 2017 | Ordena excluir del Registro de Asociaciones Sindicales a entidades “flojas de papeles” durante los últimos tres años. Apuntan a “sellos de goma” creados por el kirchnerismo y gremios de izquierda por fuera de la CGT.

 Confirmado: Gobiern...
not_905757_06_221043.jpg, image/jpeg, 648x350

Adelanto. La semana pasada, Ámbito Financiero publicó la disposición para depurar el mapa de casi 3.000 gremios. Ayer se formalizó.

Se activó ayer la purga de unos 450 gremios que serán dados de baja a través de la firma de una disposición del Ministerio de Trabajo de la Nación, a cargo de Jorge Triaca, para depurar el pelotón de "sellos de goma" habilitados durante el kirchnerismo bajo la gestión de Carlos Tomada. La medida, adelantada la semana pasada por Ámbito Financiero, golpea en especial a la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA) de Hugo Yasky y Pablo Michelli aunque mantiene a salvo las principales ramas nucleadas en la Confederación General del Trabajo (CGT).

Respiran esta vez Hugo y Pablo Moyano a quienes no alcanza la DI-2017-17-APN-DNAS#MT firmada ayer por la directora nacional de Asociaciones Sindicales, Karina Palacios, para excluir del Registro Especial de Asociaciones Sindicales a los gremios "flojos de papeles" que "no hayan acreditado en el plazo de 3 años a la fecha de publicación de la presente, su actividad operativa y el cumplimiento de sus obligaciones legales periódicas establecidas en la Ley 23.551". La disposición que ya estaba a la firma la semana pasada opera políticamente en dos planos. Por un lado, depura el inventario de casi 3.000 gremios existentes en el país para ordenar el mapa sindical y fortalecer así la representatividad concentrada de la CGT en detrimento de otras expresiones de trabajadores más chicas nucleadas en la CTA. Pero también funciona como un mensaje a los gremios más combativos que ayer y la semana pasada marcharon contra la reforma laboral encabezados por Yasky y Moyano hijo. En la mira aparecen los metrodelegados enfrentados con gremios ortodoxos como la UTA de Roberto Fernández. Para concretar esta purga, el Gobierno nacional apeló a la Ley de Asociaciones Sindicales, 23.551, y puso en la mira a los gremios bautizados por el kirchnerismo que, vía Tomada, apuntaban a debilitar y diluir la representación de la CGT. La gentileza a la central obrera se explica también a partir del respaldo de los triunviros Juan Carlos Schmid, Carlos Acuña y Héctor Daer al proyecto de reforma laboral enviado por la Casa Rosada al Senado con la intención de ser sancionado entre el miércoles 20 y 27 en sesiones extraordinarias. El artículo 3 de la disposición firmada ayer en el Ministerio de Trabajo, en paralelo con la marcha de ATE, CTA y piqueteros a Congreso-Plaza de Mayo, otorga a las entidades gremiales en su artículo 3° "el plazo extraordinario de 60 días a partir de la publicación de la presente, a los fines de acreditar el cumplimiento de los requisitos de funcionamiento exigidos por la Ley 23.551 que hacen al mantenimiento de su vida institucional y así procurar su mantenimiento en el Registro mencionado".

En 2013, Tomada, el entonces ministro de Trabajo de Néstor y Cristina de Kirchner, inscribió como asociación gremial al Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Construcción (Sitraic) que salió a competir con la UOCRA de Gerardo Martínez, uno de los caciques de la CGT más cercanos a Mauricio Macri. Durante el kirchnerismo también se procedió a la inscripción de la Asociación Gremial de Trabajadores de Subterráneo y Premetro (AGTSyP), un sindicato nuevo que le disputa poder y representación a la UTA de Roberto Fernández. Ayer, trascendieron sólo algunos de los gremios "flojos de papeles" que estarían alcanzados por la disposición. Entre ellos aparecen profesionales del Instituto de Micobiología, Municipales de Brinkman, Docentes del Carlos Pellegrini, Municipales de Tupungato, Guardavidas de Buenos Aires y Músicos de Paraná.

La disposición busca además limitar la denominada industria del juicio laboral que motivó un discurso y críticas expresas del Presidente de la Nación en plena campaña electoral. Desde Sitraic se opusieron a la medida y advirtieron que "la burocracia sindical, las cámaras patronales y el Gobierno han cerrado filas en defensa de la Ley 23.551, llamada también Ley de Asociaciones Sindicales". Y agregaron: "El desarrollo de sindicatos simplemente inscriptos como el Subte, la AGD, el Sipreba, Ademys y los sindicatos azucareros, entre otros son realidades sindicales que han venido para quedarse en la historia del movimiento obrero".

agrega un comentario