Julio López
está desaparecido
hace 4390 días
versión para imprimir - envía este articulo por e-mail

Operario de Cofco volvió a la planta y afirmó que en el lugar “parece que cayó un misil”
Por Diario Conclusión - Saturday, Dec. 30, 2017 at 8:53 PM

30 de diciembre de 2017 | Mario Quiroga escribió una carta en Facebook tras volver a la zona de la explosión para realizar una guardia mínima. “En éste lugar se respira tristeza", expresó y pidió "que se haga justicia".

Operario de Cofco vo...
explosi_n-5-salvador.jpg, image/jpeg, 648x391

Un operario de la cerealera de Puerto General San Martin, donde el miércoles se produjo una explosión que dejó dos muertos y ocho heridos escribió una carta en Facebook tras regresar a la planta para realizar una guardia, en la que pide que “se haga justicia” y dice que en el lugar “parece que cayó un misil”.

Mario Quiroga, empleado de la planta cerealera que la empresa china Cofco posee en la vecina localidad, entró el viernes a la fábrica a hacer “una guardia mínima” a pesar del paro decretado por el Sindicato de Aceiteros de San Lorenzo.

“El gremio está de paro. Lógico! Pero me toca la Guardia mínima, dado mi puesto de trabajo. Así que estoy otra vez en la zona del desastre, igual que ayer. Mil veces me pregunté: qué estoy haciendo acá?”, comienza el texto que Quiroga publicó en su cuenta de Facebook.

El miércoles al mediodía se produjo una explosión en una de las celdas de acopio de soja de la planta que provocó la muerte en el acto del empleado Domingo Ramón Giménez (61), mientras que ayer falleció en el Sanatorio Británico Juan Carlos Castillo, un hombre de 42 años que había sufrido quemaduras.

“En éste lugar se respira tristeza, se habla con la voz quebrada, se caen lágrimas de a ratos”, relata Quiroga, y agrega que “se recuerda a las víctimas, se pregunta si alguien tiene novedades de los heridos. Se trabaja con un constante nudo en la garganta”.

El empleado cuenta en la red social que el jueves al volver a su casa “abracé a mi señora con su pancita de seis meses y por fin lloré. Lloré como se llora la partida de un ser querido. Lloré por mis colegas, los que se fueron y los que quedamos”.

Quiroga asegura que también dejó correr sus lágrimas “por estar en este lugar en ruinas donde parece que cayó un misil”.

“Porque la vida puede perderse en un instante por la negligencia. Y volví a llorar hoy al enterarme de otra partida”, agregó, en relación a la muerte de Castillo.

Por último, el empleado de Cofco realizó un pedido: “Les pido a TODOS que se haga justicia, que no olvidemos estas vidas, que no olvidemos que vivimos en riesgo constante” y pidió “que no olvidemos al ‘Cabezón’ y al ‘Negro'”.

agrega un comentario